La mugre de la uña

Mi gran primer amiga y yo siempre fuimos como una sola. Llego la etapa de la secundaria y nos separamos. No he vuelto a saber de ella, y ahora que lo pienso es lo mejor, conservo los mejores recuerdos.

Mi segunda mejor amiga, fue amistad con pocos latidos que murió pronto por desafinidad. Me ha buscado, sin embargo prefiero dejarla como un recuerdo; estoy segura de que pronto entraríamos en disputas.

A la tercera mejor amiga la quise mucho, luego me defraudó. Me alejé de ella y solo cuando murió supe lo que había hecho esos años. Lamento no haberla perdonado.

Mis otras mejores amigas han ido y venido, se han quedado demasiado poco tiempo. Me acompañan en lapsos de mi vida en los que, inevitablemente convivimos. Nos hacemos como uña y mugre, pero todas las uñas cambian de mugre.

Se alejan, a veces siento que siguen un camino que no son y se alejan, se alejan. Siguen sus fantasías. Otras amistadas resultan ser falsas, meramente temporales.
Solo algunas prevalecen, hasta ahora conservo tres. Espero jamás defraudarlos ni abandonarlos. No quiero convertirme en una mugre que viene y va.

Julietajimz

Filosofia para hoy

Ahora estoy releyendo un libro que tuve guardado tanto tiempo. Se llama “El mundo de Sofia”. Y llegué a un capitulo que habla sobre Epícureo; un filosofo de los tiempos de Aristóteles, que promovía vivir el momento y disfrutar del placer, teniendo siempre en cuenta las reacciones de cualquier decisión. Además él pensaba que no deberíamos angustiarnos sobre la muerte, pues mientras vivimos la muerte no existe y cuando morimos nosotros ya no existimos.

Que difícil poner en práctica lo que dice, mejor investigar sobre esa filosofía. A la mera y me topo con el actual Jardín de Epícuro. ¶

Julietajimz

Si hubiera

Sucedió como en la película de Benjamin Button; si la señora no se le hubiera olvidado su saco, si el taxista no hubiera tomado un café, si no se hubiera levantado tarde para ir a su trabajo, si la muchacha no hubiera cortado con su novio y si Daisy se hubiera arreglado más pronto. Así sucedió.¶

Julietajimz

Lo que dura un café

… estábamos tomando café y quejándonos de que no nos gusta para nada que los políticos, los empresarios y esa gente rica, haga de México lo que se le antoje, es como si moldearan el zapato para ellos y luego a los demás ni nos queda.

Es como cuando aquí por mi casa abrieron una plaza a la que le faltaron unos permisos para rentar locales, nomas que pues las tiendas ya estaban abiertas, entre esas una de ventas con muchos ceros, a la que obviamente el gobierno le dio amparo para poder vender. Dudo que alguna vez vayan a tener el permiso adecuado, probablemente a alguien le pagaron para que moldearan el zapato a su medida.

Y así como mil cosas más, como que se suben sueldos y suben precios. Dicen que Jalisco dio un subsidio a los camioneros para que no subieran el precio, que para que la gente no pague más, pero no inventen, se ponen estrellita en la frente con eso y quieren engañarnos.

… y estábamos en la mesa, platicando y quejándonos de la manipulación de políticos, empresarios y otros, hasta que se acabo el café. ¶

Julietajimz

De crisis y pilas

Dice el señor que en estos tiempos de crisis lo mejor es sacarle todo el provecho a los zapatos que tenemos, y al decirlo veo mis converse negros, los únicos zapatos que tengo y que me pongo siempre, por eso de que “el negro combina con todo”.

Luego también dice que ya ahora se inventan temporadas de otoño, y de invierno y de las que salgan, para que la gente cambiemos de ropa según la moda y que nos quieren hacer consumistas. Y según va platicándolo trato de recordar la ultima vez que fui de compras, pero ha pasado tanto de eso que no logro acordarme, viene a mi mente la imagen de mi armario, donde tengo unas cuantas playeras de colores neutros y muy parecidas entre sí, para que la gente no pueda notar que casi no tengo ropa, y así con mis converse ni se dan cuenta.

Estaba yo así escuchándolo y dándole la razón en todo, como si de verdad yo tuviera el dinero para irme a gastarlo en zapatos y ropa de primavera. En eso que entra su esposa, muy ingenua de nuestra conversación, llegó con dos bolsas, una en cada mano, y el señor le pregunta, que qué trae ahí. Pero sobraba preguntar, ya se nota por las bolsas que son cajas de zapatos, pero seguro preguntó nomás con la ilusión de que no fuera eso lo que había ahí dentro.

La señora, le dice de lo más quitada de la pena que viene de comprarse zapatos, unas botas por cierto, porque aprovechó la liquidación de invierno con sus descuentos, y además nos dice que solamente compró tres pares, a muy bajo precio.

La señora se va y nos deja un silencio.

Al rato el señor agarró el control de la televisión y cambió el canal, dice que hay en la ciudad un lugar para reciclar las pilas. ¶

Julietajimz

Todo irá bien

Lapsus grandiusus
it’s comming.


Sepa usté que pinta de maravilla la luz del sol, créame. A trote lento se disfruta el viaje. No sé usté, yo ando como queriendo mirar más, nomás que no le encuentro seguridad al camino. Pereme para ver bien pal suelo y ahorita le levanto la mirada. Es que sucede que pasa, que jamás había pasado por aquí y mire usté que yo no planeaba andar por estos rumbos, pero fíjese que en lo poquito caminado el clima me ha sentado bien. Espere a que yo conozca bien estos pisos y ya no podré ponerle atención, porque parece que me va a embrujá el lugar. Como que se ve que voy a quedarme como helada en estos lares. Bueno, mire, mientras pasa algo, aquí estaré, bajo la luz del sol, un ratito nomas porque me encandila, poquito pues por tanta luz y tan caliente, pero me va haciendo bien. Creo que todo irá bien

Julietajimz

Expectativa

Yo no esperaba mucho, tan solo prudencia ¿es complicado quedarse callado? No pedía nada más… no pido nada. No se entrometan en mi vida, sencillamente dejen de opinar de mi.

¿Me decepcionaron? con una tarea tan fácil como quedarse callado ¿podré esperar algo distinto? lástima, empezaba a disfrutar la compañía.

Regreso a este aislamiento hasta que vengas a mi, eterna compañía.

Julietajimz

Perfectible

-¿Qué buscas con esa actitud?
– simplemente ser perfecta
– ¿Crees que es lo mejor?
– sí, es lo que quiero, y es lo que busco.

Después nos quedamos calladas un buen rato. Fue cuando empezó a explicármelo todo.

– Quiero sentirme bien conmigo misma, quiero ser perfecta, poder controlarme, saber que tengo las riendas de lo que me sucede y manejar todo lo que esté a mi alcance. No me gusta ser navegante de la corriente, quiero poder crear la mía propia.

Dio un profundo suspiro, regularizó su acelerada respiración y continúo.

– Ser perfecta es una forma de recordarme que yo puedo crear las corrientes que deseé en mi vida. Adoro las sorpresas y sin embargo odio las circunstancias que se salen de mis manos y me lastiman. Por eso busco la perfección.

Traté de comprender el significado de esas palabras. Me quedé pensándolo mientras seguía con mi cigarro entre los dedos. Comprendía ese deseo de tener el control como ella lo decía, pero aún así no justificaba el medio.

Y de repente las palabras salieron de mi boca.

– Si quieres controlar todo perderás la alegría de la sorpresa, olvidaras el aquí y el ahora por pensar en qué podría pasar; no disfrutarás de lo que te está sucediendo porque buscarás la forma de tener en tus manos lo que quieres que pase.

Y antes de que pudiera terminar lo que quería decir, ella comenzó a llorar. Las lágrimas salieron de sus ojos tan rápido que pensé que tenía mucho rato conteniéndolas. Dejó escapar varios sollozos, tomó la única servilleta que teníamos sobre la mesa y la pasó delicadamente por debajo de sus ojos, tratando de no arruinar su maquillaje. Por Dios que trataba de entender a esa muchacha que tenía frente a mí, me sentía desesperada por no poder ayudarla, se veía tan fuerte hace un minuto y ahora la miraba tan frágil.

Con un pedazo de papel ya mojado y su apenas buena respiración ahora por la boca, dijo:

– Sé muy bien de que se trata, siento como si no estuviera presente, vivo añorando el pasado y quiero controlar lo que viene. No sé qué me esta pasando.

Absorbió con la nariz y continuó;

– quiero aprender a no preocuparme por nada y vivir como esas personas que se ven tan felices, pensar que la perfección no es la salida para tener una linda vida, quiero poder dejar de pensar y pensar demasiado, permitir que las cosas sucedan sin buscar formas para controlarlas, lo deseo pero simplemente no puedo.

Entonces pude verme claramente, adentro del espejo, mirando a esa chiquilla del otro lado, sosteniendo un pedazo de papel ya desecho en una mano y un cigarro en la otra. ¿Por qué no puedo salir de este cristal y abrazarla? ¿Decirle que no está sola?, tan siquiera consolarla. Aquí estoy, atrapada de este lado.

Después de un rato, cuando ya estaba un poco más tranquila, me miró fijamente a los ojos, y así se quedó un instante. Aproveche el momento para admirar la belleza que habían dejado las lágrimas en sus ojos, los tenía rojos y aún así se notaba un brillo particular que resaltaba su color verde. A pesar de estar hinchados seguían viéndose grandes. Es hermosa, pensé, ¿por qué no puede reconocerlo?

Ella me sonrió con una mueca de incredulidad, apagó el cigarro con un chorro de agua, se mojó las manos y siguió mirándome mientras arreglaba su cabello con movimientos seguros. Respiro profundo y me dirigió un último vistazo de pies a cabeza antes de dar media vuelta y abrir la puerta para salir del baño.

Sé que la veré de nuevo en este vaivén de emociones, y también sé que intentará convencerme de que su único medio para lograr lo que ella quiere es a través de la búsqueda de ser perfecta.

Y aquí estaré yo, esperando que algún día pueda escucharme y me permita salir del espejo para poder vivir mejor su vida, acompañarla y nunca abandonarla.

Julietajimz