Abrázame.

Mira es muy fácil: 

Sales de tu casa y manejas hacia la mia.
Llegas y timbras.
Yo me asomaré por la ventana
y al verte mi corazón palpitará.

Abriré la puerta temblando,
no sé si de nervios o de emoción.

Nos miraremos unos segundos en silencio.
Después sin que lo pienses, te acercas a mi y me abrazas.    

Es fácil ¿verdad?
Inténtalo, ya te estoy esperando.

Julietajimz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.